Martes, 11 06 2019
2 - 3 min

Régimen de Exportaciones de Micro y Pequeñas Empresas

Este proyecto de ley permitirá avanzar en la agilidad, en la simplificación y en la reducción de costos para las exportaciones de las micro y pequeñas empresas.
Régimen de Exportaciones de Micro y Pequeñas Empresas Imagen 1

La Cámara de Senadores dio media sanción al proyecto de ley que establece un Régimen Especial de Exportaciones de Micro y Pequeñas Empresas que tiene como cometido colaborar en la inserción internacional de las mismas. Para ello, el proyecto de ley busca crear un régimen simplificado de exportación y plantea eliminar todos los tributos a la exportación para este tipo de empresas que exporten, en cada ocasión,  hasta un monto de 2.000 dólares.

De esta forma se otorga la posibilidad de explorar nuevos mercados y llegar a nuevos consumidores, lo que amplía las posibilidades de desarrollo para un sector tan fértil de la economía como lo son el micro y pequeñas empresas.

No solo se exonera de todo gravamen las exportaciones que no superen los 2000 dólares, sino que se reducen al máximo los aspectos formales y procedimentales. 

El Senador Rafael Michelini, miembro informante del proyecto en la Cámara de Senadores, sostuvo que hasta ahora hay exportaciones de poco monto que son inviables hacer por los altos costos fijos. En su informe comentó que el inicio de la discusión se dio a raíz del envío de muestras, que tiene un costo muy importante que no puede ser afrontado por las micro y pequeñas empresas.

Para el senador, Uruguay tiene para ofrecer productos especiales y bien diferenciados, y con la aprobación de este proyecto el micro y pequeñas empresas tendrán la capacidad de exportar pequeñas cantidades para un cliente puntual, permitiendo así insertarse en el mundo globalizado.

Michelini hizo hincapié en que el proyecto fue un acuerdo entre el Gobierno, los privados -  incluidos los despachantes de aduana - y los sectores empresariales.

Resaltó el gran esfuerzo de bajar costos de parte del sector empresarial y del Estado. De esta manera, sostuvo, “lo que antes costaría 1000 dólares, una vez aprobado el proyecto tendrá un costo que no llega a los 50 dólares.”

El senador señaló que para él lo más importante del proyecto no es lo que está escrito en el texto sino el esfuerzo entre Estado y los privados para lograr objetivos y bajar costos. Expresó sentirse esperanzado que en el futuro este tipo de acuerdos se logren en otras áreas, y citó como ejemplo los puertos y el transporte. “Podemos reducir costos, podemos tener mayor actividad, y el Estado en lugar de recaudar menos puede recaudar más y los privados en lugar de facturar menos, en la medida que facturan por más cantidad, pueden facturar más” señaló.