Martes, 29 10 2019
(Tiempo estimado: 2 - 3 minutos)
Vamo’ arriba

Mientras ellos negocian con las cúpulas, nosotros le hablamos a la ciudadanía

“Hay que apelar a la independencia del ciudadano a la hora de tomar las decisiones, que creo que es bastante más amplia de lo que suponen”, expresó Yamandú Orsi.
Mientras ellos negocian con las cúpulas, nosotros le hablamo ... Imagen 1

El balotaje es una instancia muy distinta a la de octubre, es donde se muestran dos modelos de país liderados por dos personas distintas.

“Vamos a apelar a la ciudadanía directamente, es con ella con la que tenemos que hablar tanto nosotros como el candidato”, planteó el actual intendente de Canelones, quien se integró recientemente al equipo de Daniel Martínez como vocero de campaña.

Tras la reunión del comando político, este martes 29 de octubre, Orsi mencionó que se está delineando cómo va a seguir la campaña y destacó que “es fundamental conversar con la gente, en el mano a mano”.

En el habitual encuentro que llevan a cabo todos los referentes de la fuerza política, junto a la fórmula presidencial, se analizaron los resultados electorales y se trazaron algunas líneas de cara a esta segunda vuelta.

En esta línea, Yamandú Orsi mencionó la preocupación de cómo ampliar la adhesión, a la vez que señaló “hay mucha gente que tiene ganas de salir a conversar  y es lo que se tiene que hacer, ahora en clave totalmente distinta”.

El actual intendente de Canelones está convencido que el mensaje a transmitir es que “hay dos opciones de futuro; la del neoliberalismo que tiene componentes que descobijan –aún más- a los más desprotegidos, y por otro lado un gobierno que ofrece certezas de trabajo, salario, jubilaciones sin mayores sobresaltos, como ya lo ha demostrado el Frente Amplio” y confía en que la gente lo va a entender así.

Por otra parte, resaltó que el modelo de la oposición viene “con una dosis de autoritarismo que nos preocupa mucho”. Por eso el vocero resaltó que en esta etapa “se va a trabajar con el votante, ver cuáles son las preocupaciones de la gente y cuál es la intranquilidad o la disconformidad”.

“Son 15 años, son tres períodos de gobierno y sin duda la gente nos exige mejorar en ciertos temas como seguridad y empleo”, subrayó. Al respecto reconoció que hay que hacer un análisis un poco más fino, pero en seguridad, por ejemplo, se plantearon 12 medidas muy concretas que “fueron contundentes”, enfatizó.

En relación al alto porcentaje de votación de la reforma constitucional, expresó que “por supuesto que se toma como una señal”, pero también advirtió que los candidatos a presidente explicitaron que no la iban a apoyar el proyecto, y sin embargo la gente se expresó libremente, lo que ejemplifica la gran independencia que existe entre los votantes a pesar de la pronunciación partidaria.

En este sentido, comentó el segundo aspecto que entiende fundamental, “en un sistema que incluye un balotaje, donde lo que se decide ahora es la presidencia, se presenta una lógica para octubre y otra diferente para noviembre”, puntualizó.

Se refirió, entonces,  a la adhesión ciudadana a las listas, a los sectores, a los caudillos y a los líderes, pero limitando ese efecto al mes de octubre. A la vez destacó que, para noviembre, es más relevante el candidato, el programa, la propuesta y “un partido que ofrece lo que ha ofrecido; certezas y experiencia de gobierno”.

“Vamos a buscar los votos directamente a los ciudadanos”, insistió “hay que prestarle mucho más atención al interior del país (…) es tiempo de salir a conversar con la gente” concluyó Orsi.